INFORMACIÓN PARA TODOS


facebooktwittergoogle_plus

P.

¿Cómo debo cuidar los dientes de mi bebé?

R.

Los buenos hábitos de higiene bucal comienzan junto con la vida de su niño. Incluso antes de que salga su primer diente, ciertos factores afectan la apariencia y la salud que sus dientes tendrán en el futuro.

Desde que aparecen los primeros dientes en boca, existe posibilidad de que aparezcan posibles problemas en ellos. Por lo tanto, alternaremos la limpieza con cepillos adecuados con limpieza mediante una gasa húmeda después de sus alimentos. Nunca permita que el niño se quede dormido con el biberón o sin limpiar sus dientes.

¿Qué es las caries del biberón y cómo puedo prevenirla?
Las caries del biberón se presentan por una exposición frecuente y prolongada de los dientes a líquidos que contienen azúcares. Entre ellos se incluyen la leche, los productos sustitutos de la misma y los zumos de frutas. Los líquidos azucarados se depositan en la superficie de los dientes por periodos prolongados mientras el bebé duerme, produciéndose
caries que se desarrollan primero en los dientes anteriores superiores e inferiores.

¿Qué es el flúor y cómo sé si mi bebé recibe la cantidad adecuada?
El flúor en cantidades apropiadas proporciona beneficios incluso antes de que aparezcan los dientes de su niño, ya que fortalece el esmalte dental de los dientes en formación. Es importante consultar la necesidad o no de aportes extras de flúor a estas edades.

P.

Salud bucal de los niños

R.

Enseñar a su hijo los métodos de higiene bucal apropiados es una inversión en salud que le proporcionará beneficios para toda la vida. Es importante darle un buen ejemplo, así, al cuidar usted sus propios dientes el niño recibirá el mensaje de que la salud bucal es algo importante . Todo lo que haga de la higiene dental una tarea divertida, como cepillarse los dientes junto con sus hijos o permitirles elegir sus propios cepillos dentales, fomenta una higiene bucal eficaz y estable en el tiempo.
Para ayudar a sus hijos a proteger sus dientes y encías y reducir el riesgo de formación de caries, enséñeles a seguir estos simples pasos:

  • Cepíllese los dientes por lo menos dos veces al día con una crema dental con flúor,
    (idealmente tres veces al día) , asegurándose de que elimina completamente la placa bacteria (que es la película pegajosa que se adhiere a los dientes y que es la responsable de las caries
  • Utilice hilo dental diariamente para eliminar la placa que se deposita entre los dientes y debajo de la encía
  • Elija una dieta equilibrada evitando el consumo de almidones y azúcares. Cuando ingiera
    estos alimentos, trate de hacerlo con la comida y no entre comidas. La saliva adicional que
    se produce durante una comida ayuda a enjuagar los alimentos de la boca.
  • Utilice productos dentales que contengan flúor.

    Lleve a sus hijos al dentista para realizarles revisiones periódicas.

P.

¿Cómo pueden los jóvenes mantener sus dientes saludables?

R.

La mejor forma de que disfruten de una sonrisa y dientes saludables es continuar con los buenos hábitos bucales adquiridos durante la primera infancia.

  • Cepillarse despúes de cada comida con una crema dental con flúor para eliminar la placa, ya que esta es la causa principal de las caries dentales y de la enfermedad de las encías.
  • Utilizar hilo dental para eliminar la placa depositada entre los dientes y debajo de la encía.
  • Si la placa no se elimina diariamente, es posible que se endurezca y se convierta en sarro
  • Limitar el consumo de almidones y azúcares, especialmente, los alimentos pegajosos.
  • Visitar al dentista regularmente para que le realice revisiones y limpiezas profesionales.
¿Qué cuestiones dentales especiales debe conocer el adolescente?

Algunos problemas dentales ocurren en la adolescencia. Informarse mejor sobre temas de salud bucal facilita la toma de decisiones inteligentes.

  • La ortodoncia: muchos de nosotros requerimos aparatos dentales para corregir dientes apiñados, desplazados o girados. Los dientes que no se acomodan correctamente presentan mayores dificultades a la hora de mantener la limpieza, corren mayor riesgo de ser perdidos precozmente y provocan tensión adicional en los músculos que participan en la masticación.
    Los protectores bucales: si practica deportes, los protectores bucales son fundamentales para proteger su sonrisa. Estos dispositivos normalmente cubren los dientes superiores y están diseñados para evitar la fractura de los dientes, los cortes en los labios y otros daños en la boca.
  • Gingivitis: Gingivitis es la inflamación de las encías. Supone la etapa inicial de la enfermedad de las encías y la más fácil de tratar. La causa directa de la gingivitis son las bacterias de la placa bacteriana (película trasparente y pegajosa que se forma constantemente sobre los dientes y encías)
  • La nutrición: la nutrición juega un papel clave en su salud bucal. Los azúcares y almidones de muchos alimentos y bebidas ayudan a la formación de placa y al desarrollo de caries. Una dieta equilibrada constituye una gran diferencia para su salud bucal.
  • El tabaquismo: si usted no fuma, no comience a hacerlo jamás. Además de otros problemas de salud, el tabaquismo provoca alteraciones estética y contribuye al mal aliento. A largo plazo, los hábitos de fumar, aumentan el riesgo de desarrollar cáncer bucal y enfermedades de las encías. Si consume tabaco, hágalo saber a su dentista y a su médico, e infórmeles sobre cualquier problema bucal que sufra.
  • Piercing bucal: a pesar de su popularidad, la perforación bucal puede causar complicaciones como infecciones, hemorragias y problemas de sensibilidad por daño nervioso. Por ello, no podemos recomendártelo …
  • Trastornos de la alimentación: Toda acción tiene sus consecuencias; la repercusión en relación a los trastornos alimentarios deteriora el esmalte dental, junto con un gran número de problemas a nivel sistémico.
  • ¿Cómo puedo ayudar a que mis dientes sean más blancos?
    Las limpiezas profundas realizadas por un dentista o higienista eliminarán la mayoría de las manchas externas (sobre la superficie de los dientes) causadas por los alimentos y el tabaco. Estaremos encantados de poder orientarte de qué hacer en tu caso.

P.

¿Cuál es la mejor manera de cuidar mis dientes siendo adulto?

R.

La clave para mantener una sonrisa brillante y saludable durante toda la vida adulta es practicar una correcta higiene bucal. Los adultos, también, padecen caries y enfermedades
de las encías que pueden convertirse en problemas serios. Por eso es importante que en la
vida adulta, usted respete estas sugerencias:

- Cepíllese los dientes tras las comidas principales, con una crema dental con flúor para eliminar la placa bacteriana (que es una película pegajosa que se adhiere constantemente a los dientes, sobre la que anidan las bacterias responsables de la caries y la enfermedad de las encías)

- Utilice hilo dental diariamente para eliminar la placa depositada entre los dientes y debajo de la encía, y evite que se endurezca y se convierta en sarro. Una vez que el sarro se ha formado, sólo se elimina mediante la limpieza profesional.

- Limite el consumo de almidones y azúcares, especialmente los alimentos pegajosos. Cuanto mayor es la frecuencia con que ingiere alimentos entre comidas, más oportunidades tienen los ácidos de la placa para atacar su esmalte dental.

-Visite al dentista periódicamente para que le realice exámenes rutinarios y limpiezas profesionales. En muchas ocasiones, nuestra boca es el reflejo del estado de salud del que gozamos. Por ello, patologías sistémicas requieren de un especial cuidado oral:

-Enfermedades cardíacas: Las personas con enfermedad de las encías presentan un mayor riesgo de alteraciones cardíacas con casi el doble de probabilidades de padecer un
fallo cardíaco .

-Infarto de Miocardio: La relación entre la boca y el corazón está más que estudiada y demostrada. Así es que es fundamental un mantenimiento exquisito en pacientes con dichos antecedentes.

-Diabetes: Las personas que padecen diabetes son más propensas a tener enfermedades de las encías y éstas pueden dificultar los controles de azúcar en sangre. La enfermedad gingival o de las encías puede ser un factor de riesgo para la diabetes, inclusive para individuos sanos.

-Problemas Respiratorios: Las bacterias que proliferan en la cavidad bucal pueden viajar a los pulmones provocando enfermedades respiratorias .

P.

¿Por qué cada vez hay más adultos que se animan con la ortodoncia?

R.

En los últimos años los tratamientos de ortodoncia se han reconvertido en conceptos estéticos, con aparatología más llevadera y menor tiempo de tratamiento. Problemas Funcionales ( ruidos o chasquidos articulares) o Problemas Estéticos son demandados frecuentemente en nuestra clínica. Malposiciones dentarias ocasionan problemas para poder realizar una correcta higiene oral, favoreciendo la aparición de caries, periodontitis por retención de placa y alteraciones de la articulación (Articulación Temporomandibula Las nuevas técnicas, la aparición de brackets estéticos y la aparatología transparente, han hecho que cada vez más adultos recurran a la Ortodoncia para corregir:

  • Espacios entre los dientes (diastemas)
  • Apiñamiento y malposición Dental
  • Sobremordidas
  • Submordidas
  • Mordidas cruzadas

Estaremos encantados de orientar tu caso en tu mayor beneficio. Esperamos tu cita de Ortodoncia.

P.

¿Qué debo conocer como persona mayor acerca de la salud bucal?

R.

Durante la tercera edad, es posible que se enfrente a alteraciones referidas a su salud bucal, aún si usted se cepilla y utiliza hilo dental con regularidad. El uso de prótesis dentales, el tomar medicamentos y los trastornos generales de la salud suelen ser comunes en la tercera edad..

  • Las caries y el deterioro de las superficies radiculares de los dientes son más comunes en las personas mayores. Importante visitar al dentista con regularidad.
  • La sensibilidad puede agravarse a medida que se avanza en edad. Las encías se retraen con el tiempo, exponiendo zonas del diente que no están protegidas por el esmalte. Esas zonas son particularmente propensas al dolor ante alimentos o bebidas frías o calientes. En casos severos, puede presentarse sensibilidad al aire frío, a bebidas y alimentos ácidos y dulces.
  • La sequedad en la boca es un trastorno común en las personas mayores, que puede ser causado por medicamentos o por ciertos trastornos médicos. Si no se trata, esto puede dañar los dientes. Su dentista le recomendará varios métodos para recuperar la humedad de la boca, además de tratamientos o medicamentos apropiados para evitar los problemas relacionados con la sequedad bucal.
  • Los trastornos de salud preexistentes, como diabetes, afecciones cardíacas o cáncer pueden afectar su salud bucal. Asegúrese de comunicarle a su odontólogo cualquier problema de salud, para que comprenda su situación general y lo ayude a satisfacer sus necesidades especiales.
    Las prótesis dentales le hacen la vida más fácil a las personas mayores, pero requieren cuidados especiales. Siga cuidadosamente las instrucciones del dentista y visítelo si surge cualquier problema. Las personas que utilizan prótesis dentales deben revisarlas anualmente.

P.

¿Qué es la ortodoncia?

R.

Ortodoncia es una especialidad de la odontología que se encarga de la corrección de los dientes y huesos maxilares posicionados incorrectamente. Los dientes en mala posición y los que no articulan correctamente unos contra otros son difíciles de mantener limpios, corren riesgos de pérdida precoz debido a caries y enfermedades periodontales, y ocasionan una tensión extra sobre los músculos de la masticación que puede generar dolores de cabeza, síndrome de ATM y dolores varios en cuello, hombros y espalda.

Además, los dientes girados o posicionados incorrectamente afean nuestro aspecto. Los tratamientos ortodóncicos tienen la ventaja de proporcionarnos una boca sana, una sonrisa de aspecto agradable y dientes con mayores posibilidades de durar toda la vida.

El especialista en este campo recibe el nombre de ortodoncista. Además de la formación universitaria básica, el ortodoncista cuenta con dos o más años de estudio en un programa de especialización ortodóncica.

¿Cómo sé si necesito tratamiento de ortodoncia?

Sólo su dentista u ortodoncista pueden determinar si usted necesita un tratamiento de ortodoncia, basándose en elementos de diagnóstico tales como historia clínica y odontológica completa, examen clínico, modelos en yeso de sus dientes, radiografías y fotografías. De acuerdo con el diagnóstico realizado, su ortodoncista o dentista decidirá si usted necesita un tratamiento de ortodoncia y desarrollará un plan de tratamiento adecuado a sus necesidades.

Si usted tiene alguna de las siguientes afecciones, es probable que necesite un tratamiento ortodóntico:

  • Sobremordida: Las coronas de los dientes anteriores superiores cubren casi por completo las coronas de los dientes inferiores.
    Submordida: El paciente presenta un aspecto de "bulldog, los dientes inferiores se extienden excesivamente hacia delante o bien los superiores se posicionan muy hacia atrás.
  • Mordida cruzada: Se presenta cuando al morder normalmente, los dientes superiores no caen levemente por delante de los inferiores anteriores o ligeramente por fuera de los dientes inferiores posteriores.
  • Mordida abierta: Espacio que se produce entre las superficies de mordida de los dientes anteriores en algún lado, cuando el resto están cerrados.
  • Línea media desplazada: Se produce cuando la línea imaginaria que divide en el centro a los dientes anteriores superiores (entre los dos centrales incisivos superiores) no se alinea con la de los dientes inferiores (entre los dos incisivos centrales inferiores), y ambas a su vez con la línea media de la cara.
  • Espaciamiento: Separaciones o espacios entre los dientes como resultado de piezas ausentes o dientes que no ocupan todo el espacio.
  • Apiñamiento: Cuando los dientes son demasiado grandes para ser acomodados en el espacio que ofrecen los maxilares.
¿Cómo trabaja el tratamiento ortodóncico?

Se utilizan diversos tipos de aparatos, fijos y removibles, para mover los dientes, volver a entrenar los músculos y modificar el crecimiento de las mandíbulas. Estos aparatos trabajan aplicando una presión suave sobre los dientes y los huesos. La severidad del problema determinará cuál será el enfoque ortodóncico más eficaz.

Los aparatos fijos incluyen:

  • Ortodoncia: Los aparatos fijos más comunes, consisten en un sistema de bandas, alambres y brackets. Las bandas se fijan alrededor de los dientes, o el diente, y se usa como anclaje del aparato, los brackets se cementan en el frente del diente. Los alambres del arco se pasan a través de los brackets y se atan en las bandas. Al ajustar los alambres se ejerce presión sobre los dientes y se los mueve gradualmente a la posición correcta. La ortodoncia se ajusta periódicamente a fin de lograr los resultados deseados, éstos pueden llevar meses o un par de años. Los aparatos usados en la actualidad son más pequeñas, livianos y con menor cantidad de metal que en el pasado. Se presentan en colores brillantes para los niños o en modelos transparentes para los adultos.
  • Aparatos fijos especiales: Se utilizan para controlar las consecuencias del mal hábito de succión del pulgar o del empuje de la lengua contra los dientes. Esos aparatos se sujetan a los dientes mediante las bandas. Como son muy incómodos durante las comidas, se recomienda su uso sólo como último recurso.
  • Retenedores de espacios fijos: Si un bebé pierde un diente prematuramente, se utiliza un retenedor para mantener el espacio abierto hasta que erupcione el diente permanente. Se coloca una banda en el diente contiguo al espacio vacío y se extiende un alambre desde el diente hasta el otro extremo del espacio.

Los aparatos extraíbles incluyen:

  • Alineadores: Constituyen una alternativa a la ortodoncia tradicional para adultos, un número creciente de ortodoncistas utilizan alineadores en serie para mover los dientes del mismo modo que trabajan los fijos, pero sin alambres metálicos ni brackets. Son virtualmente invisibles y deben ser retirados para comer, cepillarse y limpiarse con hilo dental.
  • Retenedores de espacios removibles: Cumplen la misma función que los fijos. Se confeccionan con una base acrílica que se adapta al hueso, tiene ramas de plástico y alambre que se extienden entre dientes específicos para mantener el espacio entre los mismos.
  • Aparatos de reposicionamiento de la mandíbula: Se colocan sobre los maxilares superior e inferior y entrenan a la mandíbula a cerrarse en una posición más favorable. Se pueden utilizar para corregir los trastornos de la articulación Temporomandibular (ATM).
  • Separadores de labios y mejillas: Están diseñados para mantener los labios y mejillas separados de los dientes. Los labios y los músculos de las mejillas ejercen presión sobre los dientes y estos aparatos ayudan a aliviarla.
  • Expansor de paladar: Se utiliza para ampliar el arco del maxilar superior. Es una placa de plástico que se adapta al techo de la boca. Al aplicar, mediante tornillos, una presión externa sobre esa placa se fuerza la unión de los huesos del paladar para que se abra longitudinalmente ensanchando el área del paladar.
  • Retenedores removibles: Se usan en el techo de la boca, evitan el corrimiento de los dientes a las posiciones originales. También, se los puede modificar y utilizar para evitar el mal hábito de la succión del pulgar.
  • Anclajes extraorales: Es un dispositivo se consta de una correa de fijación en la parte posterior de la cabeza, que se une a un alambre en la parte anterior. Controlan el crecimiento del maxilar superior, retienen a los dientes posteriores en la posición en que se encuentran y al mismo tiempo tiran hacia
    atrás a los anteriores.

P.

¿Qué es la Gingivitis?

R.

La gingivitis es una de las patologías más frecuentes en el ser humano. Es reversible y puede aparecer a cualquier edad. Inflamación superficial de la encía. El sangrado es su principal señal de alerta. Si no se trata adecuadamente puede derivar en Periodontitis.

La periodontitis aumenta su frecuencia con la edad, y no es reversible. Infección profunda de la encía y el resto de tejidos que sujetan el diente. Puede provocar la pérdida dental.

Repercute en la salud general: aumenta el riesgo cardiovascular, la descompensación de la diabetes o el parto prematuro.

¿Cómo puedo prevenir la gingivitis?

La correcta higiene bucal es fundamental. Las limpiezas profesionales también son extremadamente importantes pues una vez que la placa se endurece y acumula, o se transforma en sarro, sólo un dentista o higienista podrá eliminarla.

Usted puede ayudar a detener la gingivitis antes de que se desarrolle de la siguiente manera:

  • Cepillado correcto y uso apropiado del hilo dental para eliminar la placa, los restos de alimentos y controlar la acumulación de sarro
  • Alimentación correcta para asegurar la adecuada salud ginguval y dental
  • Evitar el tabaco
  • Programar controles regulares con su dentista

P.

¿Qué son los implantes dentales?

R.

Son unos dispositivos de titanio que se instalan en los huesos maxilares y cuya función e sustituir a las raíces de los dientes. Sobre estos implantes se instala una prótesis dental, de forma que se restaura la estética y la función en los pacientes que han perdidos sus dientes.
Muchas personas se han beneficiado de este recurso, que permite sustituir los dientes perdidos sin necesidad de aparatos removibles de quitar y poner o de prótesis
El empleo de implantes dentales dentro de la práctica odontológica ha supuesto el mayor avance en este campo en los últimos años.
En los últimos años se ha generalizado el tratamiento con implantes dentales, asociándose con unos excelentes resultados y una óptima relación coste-beneficio.

¿Soy un buen candidato para implantes?

En casi todos los pacientes a los que faltan dientes se pueden instalar implantes. Con una visita previa y unas pruebas de imagen se puede elaborar un plan de tratamiento específico para su caso.

P.

Radiología Digital

R.

Estas últimas décadas han representado para la radiología un avance sin precedentes, con el descubrimiento del diagnostico por imagen digital.
Por esto surgen las grandes ventajas de la Radiología Digital:

  • 1. La posibilidad de reducir la dosis de exposición al Paciente en un 50% sin que se sacrifique la diagnóstica de la imagen.
  • 2. Evitar las exposiciones repetidas gracias a la amplia Latitud de exposición que tiene el sensor emisor de rayos X (I.P). qué resulta 10.000 veces superior a la película tradicional.

En la clínica dental ProBOCA contamos con sistema de Radiovisiografía Digital, en ambos clínicas, y Ortopantomógrafo Digital para estudios Radiológicos que acompañan al tratamiento en sus diferentes fases. En beneficio de todos.